El Proyecto de Ley de Economía Sostenible contiene una modificación que puede afectar de manera muy relevante a aquellas personas que estén pensando estos días en comprar o en cambiar de vivienda habitual.

El Proyecto de Ley contempla la supresión de la deducción por adquisición de vivienda habitual para aquellas adquisiciones que tengan lugar a partir del 1 de enero de 2011.

Actualmente la deducción por adquisición de vivienda habitual permite cada año que el contribuyente se deduzca un 15% de las cantidades destinadas a la compra o financiación de la vivienda habitual, con una base máxima de 9.015 euros. Es decir, que en su expresión máxima pueden suponer un ahorro de 1.352,25 euros al año en la declaración de renta.

Según la nueva normativa el importe de los rendimientos del trabajo que permitiría la aplicación de la deducción en su máxima cuantía es de 17.707,20 euros, reduciéndose paulatinamente el importe de la deducción hasta suprimirse cuando el importe de la base imponible sea superior a 24.107,20 euros. Es decir, que aquellos contribuyentes que tengan una base imponible superior a esta cuantía no tendrían derecho a la deducción por adquisición de vivienda habitual.

Esta coyuntura no afectará a los que ya tienen su vivienda en propiedad, que seguirán deduciéndose las cantidades como hasta ahora, pero si alguien está pensando ahora en comprar un piso o una casa que constituya su vivienda habitual, deberá hacerlo antes del 31 de diciembre de 2010 si quiere seguir disfrutando de dicha ventaja fiscal, que desaparece en 2011 para todas aquellas rentas que pasen el umbral que se acaba de mencionar.





Leave a Reply.